concursos literarios artgerust

30.03.2009 in Microrrelatos by lavigaenmiojo Comentarios desactivados en El dinosaurio

El dinosaurio

Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí.

Por culpa de aquel grandísimo hijo de la gran puta le dolía cada centímetro cuadrado de la piel, cada hueso, cada músculo. Patricio Monterroso, apodado “El dinosaurio” por apellidarse igual que el genial escritor guatemalteco y por ser una bestia parda alta y ancha como un armario ropero se acercó a él mostrando lo que pretendía ser una sonrisa desdentada.

¿Vas a hablar ahora?

Alexis rogó por desmayarse cuanto antes, porque la segunda sesión de tortura infligida por aquel animal fuera lo más corta posible.

Related Articles
  • Lucidez

    Dos horas antes de morir, a media tarde, el abuelo tuvo unos inquietantes momentos de aparente lucidez. Los delirios se desprendieron como un velo, ab ...

  • El sustanciero

    Habían pasado tres semanas desde la detención del sustanciero, y la conmoción era enorme en el barrio. Tres semanas desde que se descubrió que el ...

  • La fuente de los deseos

    Cuando el último autobús repleto de turistas abandonaba la plaza, los niños del pueblo nos quitábamos los zapatos, nos arremangábamos el pantaló ...

This article has No comments

Comments are closed.

copyright 2008-2010 La viga en mi ojo | some text here if you want

Using AcosminGAZZETE designed by Acosmin Premium